Seguro que muchos de vosotros conocéis la historia de Gabrielle Andersen o, si más no, habéis oído hablar de ella. Las imágenes de su llegada a la meta del maratón de Los Ángeles '84 dieron la vuelta al mundo.
«La tenacidad es acabar aquello que has empezado, no rendirte nunca ante el dolor atroz que asola tu cuerpo y luchar por aquello que quieres conseguir. Que nada se interponga en tu camino hacia la victoria»
Aunque la mayoría la identifique por aquellas imágenes, Gabrielle también fue una pionera: por primera vez en la historia, se permitió a las mujeres correr en un maratón olímpico, y ella, a sus treinta y nueve años, sabía que no podía desaprovechar la oportunidad. 
«Cuando crucé la meta, supe que de alguna manera había contribuido a que muchos de los escépticos que proclamaban que una mujer no podía correr un maratón se dieran cuenta de su error»

La historia completa, y muchas más, la encontrarás en el libro 42,195. ¡Resérvalo ya!

Comment